«Macri nunca envió a espiar a nadie»

-Darío, ¿cuál era tu función al lado del ex Presidente Macri?

DN: Yo fui Secretario Privado de Mauricio Macri los cuatro años de gobierno y, además, a partir de 2017 fui Subsecretario de Asuntos Presidenciales. Es decir, yo me ocupaba en colaborar en el armado de su agenda, lo acompañaba a viajes nacionales e internacionales, le daba una mano en temas de gestión, me ocupaba de su tarea de ceremonial, básicamente acompañar al entonces Presidente en la diaria.

 

-Como Subsecretario de Asuntos Presidenciales, tenía a cargo una gran cantidad de personal, una de ellas era Susana Martinengo. ¿Cuál era tu relación con ella?

DN: Yo me hago cargo de un equipo de 125 personas, un equipo muy grande, en Casa Rosada, que se ocupaba por ejemplo de la logística del Presidente, otra se ocupaba de la Gestión Presidencial, y un área era Documentación Presidencial. Dentro de esa área trabaja Susana Martinengo, pero no tenía un cargo jerárquico, ni mucho menos. Cuando yo asumo ese cargo ella ya trabajaba ahí. Mi relación era formal, no era una relación cercana, yo la veía una vez cada dos meses, no era una persona de mi confianza.

 

-Martinengo en alguna declaración sostiene que tenían vínculo. Se dice que ella te acercaba “las carpetas de las supuestas escuchas”, ¿es así eso?

DN: En unos mensajes entre uno de los espías y Susana Martinengo hay uno que ella dice “le voy a dar éste informe a Darío Nieto”, no es que ella me acusa, ni tampoco dice en ningún momento que tenía conmigo una relación fluida, eso son  elucubraciones que no sé de dónde salen. En su declaración ella dice que nunca me dio ningún tipo de informe y que mi relación no era cotidiana.

 

-¿Existieron, o mejor dicho, tuviste conocimiento de reuniones de estos “espías” con Martinengo u otros funcionarios en la Casa Rosada?

DN: Yo tenía ese equipo de 125 personas, no podía saber con quiénes se reunían cada una.  Nunca supe de reuniones entre estos supuestos espías en Casa Rosada, no tenía idea de éste tipo de temas.

 

-A tu entender, ¿de dónde entonces pensás que viene ésta acusación? ¿Hay una operación o cuestión política?

DN: Yo creo que esto, claramente, es una embestida del kirchnerismo. Mirá, sucede la denuncia, lo primero que pasa es que los medios kirchneristas, el aparato oficialista, empieza a amplificar. Posteriormente a eso hay una gran parte de la dirigencia oficialista, por ejemplo Leopoldo Moreau, Eduardo Valdez, Aníbal Fernández, que empiezan a decir ´este es un espía, un delincuente´. A mi, y a mis viejos, nos hacen allanamientos, me secuestran el celular, con una serie de irregularidades. Posteriormente el juez dicta mi falta de mérito, o sea que ratifica lo que yo venía diciendo desde un primer momento que no hay ninguna prueba que me vincule, que no tengo nada que ver. Y por otro lado la justicia dice que esta causa tiene que investigarse en la Ciudad de Buenos Aires y no en Lomas de Zamora. Sin embargo vemos que sigue el ataque porque ellos usan esto de dos maneras: por un lado quieren hacernos parecer a todos iguales, y por el otro quieren tapar la realidad. Cuando digo igualarnos, en mi caso  no pudieron encontrarme ningún bolso repleto de dinero, ni departamentos en Miami, ningún auto último modelo, como, quizás, tuvieron secretarios de ellos, del kirchnerismo. Entonces dijeron “¿a éste pibe cómo lo embarramos?”, bueno con esto del espionaje.

Y cuando digo que quieren tapar la realidad, todos sabemos la crisis que estamos viviendo en la Argentina, desde lo económico y social, todo éste escándalo de las vacunas vip, vemos claramente cómo el kirchnerismo quiere ir sobre el Poder Judicial, el kirchnerismo hace denuncias sistemáticamente para tratar de llamar la atención e igualarnos, y nunca vamos a ser iguales, nunca lo seremos.

 

-Darío, ¿de alguna manera creés que con esta ofensiva buscan atacar al ex Presidente Macri?

DN: Yo creo que su caballito de batalla en ésta causa era tratar de llegar a Mauricio Macri por medio de mi persona. Pero como dije desde un primer momento, yo no tengo nada que ver con éste tema, jamás conocí a ninguno de los espías, nunca recibí un informe de inteligencia, y Mauricio Macri no llamó a espiar a nadie.

La coartada se les está cayendo porque el Juez ratifica lo que yo digo: no me puede procesar porque no tiene pruebas, porque no tenga nada que ver. Eso por un lado. Y por otro, la Justicia, Casación, dice que la causa tiene que investigarse en la ciudad de Buenos Aires y no en Lomas de Zamora, ante un pedido mío.

En el medio Cristina Kirchner pone un recurso ante Casación para que se siga investigando en Lomas de Zamora…Es más de lo mismo.

Quiénes más interesados están en que se quede en Lomas de Zamora, quienes están más interesados que me procesen es el kirchnerismo, está claro el juego de poder que están haciendo.

 

-Otra de las aristas de la causa apunta a que el ex Presidente Macri espió a dirigentes de su propio espacio como Larreta, Vidal, entre otros. ¿Puede haber una fractura en Juntos por el Cambio, un pase, un vuelto, como dice en la jerga? ¿ Macri envió a “escuchar” a su entorno?

DN: Vos creés que Mauricio Macri, que conce hace más de veinte años a Horacio Rodríguez Larreta, a Vidal, a Santilli, tiene necesidad de espiarlos…A mi me parece muy complicado ese pensamiento.

Creo que lo que hay es un grupo de cuentapropistas en la AFI. Pero también hay que reconocer que la AFI en la gestión de Mauricio Macri fue un organismo reconocido internacionalmente y que ayudó a realizar muchos eventos, como por ejemplo cuando fuimos sede del G20, estuvimos en los Juegos Olímpicos, tuvo grandes logros y fue muy transparente.

El gobierno de Macri ha sido muy transparente, muy claro, estuvo todo sobre la mesa. Es una canallada hablar de espías cuando fue el gobierno más transparente de los últimos tiempos. Fijate que cuando se fue Macri caímos doce puntos en un ranking de transparencia internacional, no lo decimos nosotros, lo dice el mundo entero.

 

 

Por lo que das a entender, ¿entonces puede haber sido un grupo, un eslabón dentro de la AFI que se cortó?

DN: Yo no soy un experto en el mundo de la inteligencia,  la justicia investigará, y ojalá pueda terminar de desentrañar qué pasó con todo esto.

 

-Se te ve muy activo en los medios, en las redes sociales, participas de las marchas, ¿Nieto habla por Nieto o por Mauricio Macri?

DN: Habla Nieto solo. Yo creo que estamos en un momento clave, culmine en la historia Argentina. Los que siempre estuvimos callados, los que nunca tuvimos voz, tenemos dos opciones ante esta embestida del kirchnerismo: Salimos a decir lo que pensamos o nos van a pasar por arriba.

Me parece que es un momento donde tenemos que salir a decir lo que pensamos, obviamente lo que me pasó a título personal me empuja más a esto.

Tenemos que salir a decir que no estamos bien, que no estamos contentos con el rumbo del Gobierno, y a ponerles un freno porque el kirchnerismo volvió peor que nunca.

Creo que tenemos una última oportunidad éste año y no la tenemos que dejar pasar.

Hoy el principal objetivo que tiene el Presidente es lograr la impunidad del kirchnerismo en las causas de corrupción, por eso quiere modificar  la justicia e intervenirla.

El Presidente sube la discusión y se convierte, directamente, en un títere de Cristina Fernández de Kirchner. El albertismo moderado ha muerto, ni siquiera llegó a nacer, y quedó ese kirchnerismo duro, que volvió peor.

 

-¿Creés en la Justicia?

DN: Yo creo en la Justicia. Lo de Báez es un ejemplo que la Justicia funciona. La Justicia de Argentina está sufriendo muchos embates, creo que hasta ahora ha resistido.

Lo de Báez es un ejemplo de la corrupción del kirchnerismo, es un ejemplo de lo que hacían, y ahora lo hacen también. Lo de Báez y el “Vacunatorio Vip” son la cara de una misma moneda, donde gobierna una banda de privilegiados impunes que piensan que el Estado es de ellos y que lo pueden utilizar para ellos y sus amigos. Pensá que estuvimos un año encerrados, con caída económica, los chicos sin clases, los mayores encerrados, y lo primero que hacen cuando llega la vacuna es vacunarse entre ellos.

Antes eran corruptos con guita, ahora Son corruptos con vida porque le roban la vacuna a los que les pertenece.  Me parece raro que el Presidente no sabía nada de la vacuna cuando se vacunó su entorno.

 

-Y si hacemos ese mismo análisis, ¿podemos decir lo mismo de Macri con el espionaje?

 DN: Vuelvo a decirte, Mauricio Macri no mandó a espiar a nadie.

 

Por último Darío, ¿está jubilado políticamente el ex Presidente? ¿Hay un Macri pensando en el 2023? ¿Creés que hay lugar en el espacio de Juntos por el Cambio o van por la renovación?

DN: A los políticos los jubila la gente, el día que Macri no tenga más voto, o la gente no lo quiera se jubilará, pero hoy en día Mauricio es uno de los principales líderes de la oposición, es reconocido, tuvo el cuarenta por ciento de los votos así que jubilado no está.

Él manifestó que en 2021 no será candidato, para 2023 falta mucho. Lo que sí está trabajando para construir la alternativa de gobierno al kirchnerismo, que es inédito en la Argentina, y hoy en día Juntos por el Cambio representa una alternativa, que por supuesto hay diferencias entre sus integrantes pero todos tienen una misma visión, proyecto y rumbo de país. Lo que logró Macri es histórico, hace muchos años que un Presidente no peronista no terminaba su mandato, Mauricio lo logró y se sigue consolidado en Juntos por el Cambio. Me parece muy sano para la democracia que suceda esto.

 

(La entrevista fue concedida al programa radial “Esto es lo que Hay”, que conduce el periodista Fernando Antuña, por FM Data 96.1 Pergamino)